Especial | Ernesto Che Guevara: revolucionario por siempre

Comparte y difunde

Hace 91 años nació en Rosario, Argentina, Ernesto Guevara, conocido como “El Che”, quien  fue reconocido por su trayectoria política, además de ser escritor, periodista, médico y uno de los ideólogos de izquierda más reconocidos de la Revolución cubana impulsada por el Comandante Fidel Castro Ruz.

Un símbolo de la lucha armada contra el imperialismo, esto se convirtió en su legado político por su influencia y participación en los movimientos revolucionarios del mundo.

Guevara cultivó un gran amor por la literatura y la poesía. En sus labores como periodista para agencias de noticias, siempre estuvo dispuesto a dejar apuntes de su realidad, no solo en lo político sino también en los deportes y la cultura.

Desde 1953 viajó por Perú, Ecuador, Venezuela y Guatemala, descubriendo la miseria dominante entre las masas de Iberoamérica y la omnipresencia del imperialismo norteamericano en la región.

En 1955 conoció en México a Fidel y Raúl Castro, uniéndose a la lucha emancipadora que culminó con el triunfo de la Revolución Cubana en 1959.

Estuvo presente en el Congo, convencido de que sólo la acción insurreccional armada era eficaz contra el imperialismo, y al año siguiente volvió a Iberoamérica para promover una rebelión de ámbito continental, eligiendo a Bolivia para instalar una guerrilla que pudiera irradiar su influencia hacia Argentina, Chile, Perú, Brasil y Paraguay.

En Bolivia, intentó poner en práctica su teoría revolucionaria, según la cual la acción armada crearía las condiciones para una insurrección popular a través de la guerra de guerrillas.

Sin embargo, su acción no fue comprendida por las masas bolivianas y, aislado en una región selvática en donde padeció la agudización del asma que siempre sufrió, fue delatado por campesinos locales, cayendo en una emboscada del Ejército boliviano en la región de Valle Grande, donde fue herido, apresado y finalmente, asesinado.

Dado que el Che se había convertido en un símbolo para los jóvenes de todo el mundo, los militares bolivianos, aconsejados por la CIA, quisieron destruir el mito revolucionario, exponiendo su cadáver, fotografiándose con él y enterrándolo en secreto.

En 1997, los restos del Che Guevara fueron localizados, exhumados y trasladados a Cuba, donde fueron enterrados con todos los honores por el Presidente Fidel Castro.

Aún después de su muerte, el Che y sus ideas siguen vivos en los movimientos que reclaman un cambio en las estructuras de poder.

Destacadas figuras del arte, la política y el deporte y de diversas corrientes ideológicas como Jean Paul Sartre, Diego Armando Maradona, Carlos Santana, Gabriel García Márquez y el líder checheno Shamil Basáyev forman parte de los personajes que se han identificado con su figura e ideales.

El avance de los gobiernos progresistas en América Latina muestra que el ejemplo de heroísmo y honestidad de este revolucionario ha llegado a los jóvenes, trabajadores y campesinos que luchan para lograr una sociedad de justicia social.

Su  figura tiene las extraordinarias dimensiones de un visionario que luchó por superar la injusticia del capitalismo, reflejando que su  ejemplo implica un compromiso real a favor de los oprimidos y el desarrollo de una conciencia orientada a la liberación ideológica, con base en el trabajo creador y humanista.

Es importante destacar que en este sentido el presidente Nicolás Maduro, a través de su cuenta en Twitter   (@NicolasMaduro) celebró el natalicio de este gigante revolucionario, expresando lo siguiente:

T: Alberdry Romero 

Comparte y difunde