ESPECIAL | Venezuela entera celebra los 59 años del protector del pueblo y conductor de victorias Nicolás Maduro

Cabecera de sitio ESPECIAL | Venezuela entera celebra los 59 años del protector del pueblo y conductor de victorias Nicolás Maduro

Los principios de lealtad y patriotismo definen el hacer diario del Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro Moros, a quien el pueblo felicita en su cumpleaños número 59 deseándole los mayores éxitos, vida, salud, prosperidad y mucho amor en unión familiar. 

El conductor de mil batallas victoriosas que ha honrado los valores de independencia legados por nuestros padres libertadores ha consagrado su vida a la lucha por la paz, la emancipación definitiva del pueblo y el respeto de nuestra soberanía. Lo mueve su lealtad por el legado del Comandante Eterno Hugo Chávez y el referente ideológico del Libertador Simón Bolívar.

Firme, valiente y en resistencia contra el imperialismo, Maduro, ha demostrado su talante democrático. Hombre de diálogo que con humildad ha sabido defender a la nación de la guerra multiforme que se expresa en sanciones y bloqueos financieros y comerciales ilícitos.

Hombre humilde, siempre de buen humor y con la convicción de la fe en Dios, transita junto al pueblo para protegerlo y defenderlo con los más altos valores de la moral revolucionaria.

Presidente obrero, nacido de las luchas sociales, estudiantiles y de la clase trabajadora, se destaca por su apego espiritual con el pueblo que enfrenta el desafío histórico de mantener su soberanía. 

Nació en la ciudad de Caracas el 23 de noviembre de 1962, y apenas con 12 años emprendió el camino revolucionario, formándose en el movimiento de izquierda Ruptura. Asimismo, durante su temprana juventud comenzó a trabajar como conductor de Metrobús en la compañía de transporte Metro de Caracas, al poco tiempo fue fundador del sindicato de los trabajadores de esta institución: Sitrameca.

Es oriundo de la parroquia San Pedro, donde se alza el valle de Caracas, amante de la Salsa, la música, la pelotica de goma, el papagayo, los amigos, el amor, la familia y la Revolución. Un hombre sencillo y de noble corazón crecido al calor del barrio y de las batallas propias de los pueblos que buscan su emancipación.

Su carrera política lo enlazó con el Comandante Eterno Hugo Chávez, tras el “por ahora” de la rebelión cívico-militar del 4 de febrero de 1992. Con el seudónimo de “El verde”, arrancó la primera relación con Chávez. La tarea un correaje político y de movilización le encomendó quien más tarde fuera el Presidente de la República de Venezuela, por mandato popular. 

Maduro, se sumó al Movimiento Bolivariano Revolucionario 200 (MBR-200), mientras Chávez estaba “en la prisión de la dignidad”. En esa cruzada conoció a su esposa y compañera de luchas, Cilia Flores de Maduro, quien fue la abogada defensora de los militares insurgentes del 4-F y de Hugo Chávez.

El joven político entonces se convirtió en miembro de la Dirección Nacional del Movimiento Bolivariano Revolucionario 200 (MBR-200). Entre 1994-1997, fue fundador de la Fuerza Bolivariana de Trabajadores (FBT), organización de la que fue también Coordinador Nacional.

Enfocado en la política y la gestión 

En una carrera política y legislativa que fue creciendo al fragor de las batallas por la inclusión social de millones de venezolanos, Maduro, se desempeñó como diputado al Congreso de la República de Venezuela, desde el 23 de enero de 1999, hasta el 15 de diciembre de 1999.

También fue constituyente entre los meses de agosto de 1999 y enero de 2000 y en un recorrido por todo el país recogió miles de propuestas populares que se consagraron en la Carta Magna. Era la voz del pueblo, como nunca antes que llegaba a la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

Entre tanto, en su batalla política formó parte del equipo fundador del Movimiento Quinta República (MVR) y fue coordinador del equipo parlamentario entre los años 2000 y 2001. Luego fue coordinador del equipo parlamentario del Bloque del Cambio en la Asamblea Nacional (AN). Desde allí aportó a la transformación del Estado con leyes revolucionarias.

Durante dos períodos continuos, 2005 y 2006, fue presidente del Poder Legislativo. En agosto de ese último año fue designado por el presidente Hugo Chávez como ministro de Relaciones Exteriores, cargo en el cual se desempeñó hasta el 10 de octubre de 2012, y donde supo defender la soberanía con la Diplomacia Bolivariana de Paz. Además, se afianzaron las relaciones bilaterales con diversos países en la base del respeto mutuo, la cooperación y la hermandad entre los pueblos y gobiernos.

Más tarde, en el transcurso del año 2012, con nuevas tareas y responsabilidades de Estado, el Presidente Hugo Chávez, le encomienda la Vicepresidencia de la República Bolivariana de Venezuela.

El 8 de diciembre de 2012, el Día de la Dignidad amor y lealtad por la Patria, Chávez, por su delicado estado de salud, le encargó al pueblo venezolano que ante cualquier coyuntura que le impidiera terminar su mandato, se debía elegir a Nicolás Maduro, como Presidente de la República.

Este sería uno de los más grandes compromisos asumidos por Maduro, se trataba de darle continuidad al proyecto revolucionario y bolivariano que le permitió al pueblo transitar el camino de la emancipación.

El 5 de marzo de 2013, Chávez partió físicamente, por lo que entonces el Vicepresidente de la República, Nicolás Maduro, asumió como presidente encargado de la República Bolivariana de Venezuela por mandato constitucional.

Es así como aquel domingo 14 de abril, tras la convocatoria del Consejo Nacional Electoral (CNE) a elecciones presidenciales, en las que resultó victorioso Nicolás Maduro Moros, con el 50,75% de los votos, asumió el cargo como primer presidente obrero y chavista el 19 de abril de 2013. Ese día juró por Chávez y por el pueblo venezolano que le cumplió al gigante de América.

En una franca confianza, el pueblo lo reeligió por un nuevo periodo de seis años en las elecciones presidenciales de 2018. El 10 de enero de 2019, prestó juramento ante el Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela para el periodo presidencial 2019-2025.

Un corazón y la lealtad

Sentimientos de amistad, nobleza y respeto hacia Hugo Chávez, son otras de las cualidades que caracterizan a quien hoy es el Jefe de Gobierno. El pueblo admira su lealtad por el hombre que le endilgó tantas y tantas responsabilidades que ha sabido cumplir y Maduro es reconocido, sin duda alguna, como el hijo de Chávez.

Hugo Chávez y Nicolás Maduro compartieron muchas afinidades, así como tiempos de pruebas que los unieron por más de dos décadas y los consagró una amistad y el amor por un país llamado Venezuela.

Maduro, se templó como el acero, y es hoy el máximo protector del pueblo venezolano, ese que lo vio crecer y por el que hoy continúa firme a su idea de continuar luchando por una Venezuela libre e independiente, como lo soñaron Bolívar y Chávez.

Al mando del país desde el año 2013, y de la mano de la Primera Combatiente, Cilia Flores de Maduro, ha protagonizado diversas gestas heroicas para hacerle frente a las agresiones imperiales que se han manifestado, como nunca antes, en la historia de la República y donde a pesar de la guerra incesante, ha prevalecido la paz y el bienestar de la población.

 “Un hombre revolucionario a carta cabal, un hombre de una gran experiencia a pesar de su juventud, una gran capacidad para el trabajo, para la conducción de grupo, para manejar las situaciones más difíciles”, fueron solo algunas de las cualidades enumeradas por el Comandante Chávez al referirse al actual presidente de la República de Venezuela, Nicolás Maduro, aquel 8 de diciembre de 2012 durante su última transmisión simultánea de radio y televisión.

Hoy, 23 de noviembre, el conductor de victorias celebra su cumpleaños número 59, en compañía de un pueblo Revolucionario que apuesta por salir adelante y continuar con el proyecto socialista del Comandante Chávez.

Presidente en batalla contra el COVID-19 para proteger a su pueblo

Desde la detección del primer caso de Coronavirus en el país, el Presidente Maduro, en conjunto con su tren ministerial, han sumado todos sus esfuerzos en combatir la COVID-19 y proteger la vida del pueblo venezolano, con la implementación de 5 etapas de atención en todo el territorio nacional.

El Ejecutivo Nacional, mantiene una coordinación permanente con las autoridades regionales para garantizar la atención de la población durante la emergencia sanitaria.

En ese orden, Maduro, se mantiene en contacto directo con el pueblo, para atender cada detalle de las diversas batallas por la salud, la producción, la seguridad y la protección social, “siempre concentrados, perseverantes y en lucha permanente para garantizar el futuro próspero del país”, es lo que define el Jefe de Estado.

Asimismo, este hombre revolucionario con sabiduría y unido al pueblo con sentimientos de amor, solidaridad y esfuerzo colectivo, está dando la batalla contra la pandemia, combinando la cuarentena social con flexibilización económica de la sociedad de manera parcial y general, cuidando siempre de la salud del pueblo y la familia.  En un esfuerzo sin precedente hoy Venezuela supera el 70% de la población vacunada contra la COVID-19, gracias a las medidas de protección y a la superación del bloqueo imperialista.

Estos 59 años, que hoy festeja el Jefe de Estado Nicolás Maduro dan cuenta de una de las más grandes tareas de un revolucionario: honrar a su pueblo, el mismo que lo acompaña a diario sin claudicar.

¡Feliz cumpleaños presidente Maduro, un indestructible… nosotros venceremos!

Yndira López


Entradas Recientes




Redes Sociales

Entes adscritos