CLAP ¡Un año de absolutas victorias junto al pueblo!

Los Comités Locales de Abastecimiento y Producción, arriban a su primer aniversario con una rotunda organización popular para la distribución de los alimentos, junto a un pueblo consciente y garante de que el Proceso Revolucionario debe actuar con mucha más fortaleza para el bienestar nutricional de las generaciones futuras.

Los CLAP, que fungen como órgano vital del bolivarianismo, operan enmarcados con el Ministerio del Poder Popular para la Alimentación y en conjunto con la Gran Misión de Abastecimiento Soberano y Seguro (GMASS). Esta política social cumpleañera, salta en su estructura a los convencionales intermediarios comerciales y entrega de forma directa a cada hogar venezolano, los rubros y alimentos necesarios para las millones de familias que hacen vida en todo el territorio nacional, ¡Es una base sólida del pueblo, para el pueblo!

Nuestro Presidente Constitucional Nicolás Maduro Moros, decretó que cada 12 de marzo, Venezuela entera celebrará el Día Nacional de los CLAP; para homenajear a este valioso sistema de distribución, que ha funcionado como vanguardia patriota para derrotar las constantes intenciones de guerra económica.

Hace justo un año, el Primer Mandatario Nacional informaba al país sobre la iniciativa de los Comités, un trabajo organizativo de amplios esfuerzos que empezaba a ofrecer los primeros resultados en la pronta distribución de alimentos a la población. El programa incluyó desde su génesis, la participación de estructuras como Mercal, Pdval, Consejos Comunales y todos los componentes de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB). Para abril del 2016, los números demostraron que las labores por amor al pueblo, rendían prósperos resultados; 2 millones 118 mil compatriotas habían sido alcanzados en tan sólo 60 días de gestión por los CLAP, ¡Un punto de partida sin precedentes!

Para el mes de julio del 2016, el Primer Mandatario Nacional ordenaba el nacimiento de la Gran Misión Abastecimiento Soberano y Seguro, un componente con potencia para otorgarle más alcance a los Comités Locales de Abastecimiento y Producción. La GMASS venía al mundo para brindarle además a los CLAP, una concreta protección en toda su red de repartición para los hogares de la Patria. Maduro volcaba para entonces a toda la Defensa Nacional, en pro de un instrumento que prometía darle dura batalla a las acciones económicas de la derecha nacional e internacional.

Asimismo, el Presidente remarcaba que los Comités, debían comenzar a proyectar más importancia por el significado de la letra “P” en las siglas CLAP; un símbolo alfabético fundamental que indica “Producción” y concentra todo su arraigo en coadyuvar a la sustitución de importaciones alimenticias. “Tenemos que darle con fuerza a la agricultura urbana y periurbana, tenemos que ir con fuerza. La idea es que los CLAP impulsen los proyectos en las comunidades para que se vayan convirtiendo cada vez más en instancias productivas, de una nueva cultura productiva”, expresaba Nicolás Maduro a escasos 3 meses de haber puesto en funcionamiento a la estructura CLAP.

Para septiembre, Venezuela y la Revolución Bolivariana contaban con 12 mil 356 CLAP conformados, dispositivos con los que se beneficiaba directamente a 816 mil 659 familias. A un año de su surgimiento, las cifras se multiplicaron y la nación cuenta con más de 27 mil Comités Locales de Abastecimiento y Producción, con los que se atiende a unos 6 millones de hogares en la Patria de Bolívar. “los CLAP no son una bolsa, es pueblo empoderado, trabajando, solucionando y haciendo Revolución, solo el pueblo salva al pueblo”. Aseveró el Presidente Maduro.

Freddy Bernal, jefe del Centro de Control Nacional y Mando de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción; conformaba a los CLAP junto a la Unión Nacional de Mujeres (UnaMujer), la Unidad de Batalla Bolívar-Chávez (UBCh), el Frente Francisco de Miranda (FFM) y representantes de Consejos Comunales en toda la República. A esta estructura, se siguieron las designaciones de Jefes de Comunidad y Jefes de Calle; grupos dispuestos a trabajar con el Estado Mayor estatal y municipal con el fin de organizar las rutas y puntos de distribución. Actualmente, las bolsas o cajas de alimentos poseen un subsidio gubernamental que permite el costo accesible de los rubros, oscilando entre 8.500 y 10.800 bolívares.

Los CLAP, además, han debido luchar contra una fuerza bastante usual; políticas mediáticas de la oposición apátrida, han minado todos los espacios cibernéticos, textuales, radiales y audiovisuales, para impulsar una hostil campaña de desprestigio con origen en cadenas privadas de información. Sin embargo, voceros estatales y medios de comunicación de la vanguardia revolucionaria, han puesto a disposición una serie de herramientas que han logrado hacer visible los avances de estos Comités, a través de los canales regulares y actuales que apuntan a la más destacada información.

En este mismo contexto, en septiembre del 2016, nace la revista Todo el Poder para los CLAP; un encartado que circula cada domingo con artículos, reseñas informativas, recetas gastronómicas alternativas, sugerencias, denuncias e historias propias de los miles de CLAP existentes en el país. A este medio se le suma la puesta en marcha de cuentas oficiales en redes sociales como Twitter, Facebook e Instagram. Una demostración complementaria para responder oportunamente a los embates de la derecha.

Los CLAP no paran de expandirse, el Presidente Nicolás Maduro ideó el Centro de Empaquetado de Alimentos para Los Comités Locales de Abastecimiento y Producción; espacios que tienen el claro objetivo de agilizar las entregas de productos alimenticios a cada zona o comunidad por estado. El Gobierno Bolivariano ya ha inaugurado dos grandes centros de empaquetado, que funcionan en los estados orientales de Sucre y Bolívar; y entre ambos, preparan unas 320 mil bolsas o cajas al mes.

Texto: Samuel Clemente

Con información de: La Radio del Sur / Ciudad Caracas