Canalla mediática silenció asesinato de Jesús Rojas en Plaza Francia de Altamira

El Vicepresidente Ejecutivo de la República, Tareck El Aissami, destacó que de acuerdo a los estudios de planimetría, no había ángulo posible de impacto entre los funcionarios de seguridad del Estado presentes en la manifestación opositora y el sitio donde cayó el joven Neomar Lander, quien falleció este miércoles luego de manipular el arma de fabricación casera.

Informó adicionalmente que el día domingo 4 de junio en las adyacencias de la plaza Francia de Altamira fue degollado con un pico de botella el ciudadano Jesús Rojas de 33 años de edad.

Rojas, conocido con el alias de “El Gringo”, había ingresado a un centro de asistencia médica en el este de Caracas sin signos vitales.

“La plaza Altamira se ha convertido en un foco de acciones terroristas y violentas y los medios censuraron esta acción repudiable, porque se dio entre los propios guarimberos. Nadie de esta dirigencia (opositora radical) condenó la muerte del señor Rojas”, sentenció el Vicepresidente.

Por estos hechos de violencia y muerte, responsabilizó directamente a los diputados Miguel Pizarro, Freddy Guevara y Julio Borges.

T: Aarón Romero

F: Ender Anaya