La ANC está impregnada de constitucionalidad

El Contralor General de la República, Manuel Galindo Ballesteros, explicó al país las bases constitucionales de la convocatoria para la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) realizada por el presidente Nicolás Maduro.

Desde la ponencia ‘La Constitucionalidad de la Convocatoria a la Asamblea Nacional Constituyente’ que se lleva a cabo en la Sala Plenaria de Parque Central, citó en primer lugar el artículo 136 de la Constitución, referido a la obligatoriedad entre Poderes Públicos y sus funciones propias. En este contexto, indicó que los órganos a los que les incumbe el ejercicio de los poderes, colaborarán entre sí con la realización de los fines del Estado.

Para el Contralor General, los fines del Estado son el bienestar común y el bienestar del pueblo, siendo el Presidente de la República una de las figuras que más garantizan estos términos.

Además, describió los cuatro roles que desempeña el Mandatario de acuerdo al artículo 226, como son: Jefe del Estado, Jefe de Gobierno, Administrador de la Hacienda Pública y Comandante en Jefe de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Fanb).

De acuerdo a Galindo Ballesteros, el artículo 236 invocado por el Presidente “impregnó de constitucionalidad  a la Asamblea Nacional Constituyente”.  Explicó que en el capítulo se indican las atribuciones del Presidente o Presidenta: 1.- Cumplir y hacer cumplir la Constitución y la ley. Si el Presidente siente o posee evidencias de ciertas acciones que lleven a impedir el cumplimiento de la Constitución, tiene la obligación de hacer un llamado para que la Constitución se cumpla”.

Igualmente, refirió que la ANC tendrá supra poderes legislativos, es decir, que será un supra poder por encima de la Asamblea Nacional ordinaria.

También precisó que la ANC se fundamenta en el artículo 348 de la Constitución, donde se indica que uno de los convocantes de la Constituyente es el Presidente o Presidenta  de la República en Consejo de Ministros.

Por este motivo, describió de manera clara las diferencias entre la constituyente convocada por el Comandante Hugo Chávez y la realizada por Maduro en 2017. “En el año 1999, el presidente Hugo Chávez vio la necesidad de la instalación de una Asamblea Nacional Constituyente y para ese entonces en la constitución de 1961, no existía un mecanismo que estableciera quienes tenían el derecho a esa iniciativa. Por eso, el ciudadano Presidente se vio obligado una consulta previa para que le autorizaran la iniciativa a una Asamblea Nacional Constituyente”.

Ratificó que la iniciativa del Dignatario para la ANC es constitucional por tres razones principales: 1.- porque lo establece la Constitución; 2.- porque lo interpretó la Sala constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y 3.- “porque la mayoría del pueblo venezolano sabe y entiende que no se ha menoscabado de manera alguna ese poder soberano”.

Aseguró que el proyecto de la nueva Constitución irá a un referendo aprobatorio y “esto significa que la misión del Mandatario, que fue tomar la iniciativa para que se debatiera, se convocara y se aprobara la nueva Constitución, será sometida a la voluntad popular”.

Una vez quede ratificada la nueva Constitución, se publicará en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela o la que tal efecto cree la nueva Asamblea Nacional Constituyente.

Por otra parte, desde la tribuna ANC de la Contraloría General de la República, hizo un llamado a la estabilidad emocional y mental de quienes mantienen liderizada la violencia en Venezuela.

T: Aarón Romero

F: Juan Carlos Martínez