Misión Árbol inicia Programa de Formadores para el Plan Chamba Juvenil

Comparte y difunde

Desde la Escuela de Formación Robinsoniana del Frente Francisco de Miranda (FFM), en la parroquia Sucre de Caracas, la Fundación Misión Árbol dio inicio a los talleres de formación para 60 de sus trabajadoras y trabajadores, que serán los futuros facilitadores a escala nacional del Plan Chamba Juvenil, como parte del programa de políticas públicas impulsado por el presidente de la República, Nicolás Maduro.

Durante la actividad, la presidenta del programa social, Osly Hernández, destacó que la Misión Árbol tiene el reto de acompañar la formación de los 6 mil jóvenes del Plan Chamba Juvenil para fortalecer conocimientos en tres áreas vitales: la producción agroecológica, los bosques y el paisajismo urbano productivo.

Dijo que en estas áreas se especializarán jóvenes integrantes del mencionado plan hasta conformar brigadas de clase obrera ecosocialista.

“Estamos arrancando el proceso formativo para enriquecer sus conocimientos y acompañar a toda la juventud chambera del país, que pronto vamos a estar recibiendo en nuestros espacios productivos” enfatizó Hernández.

Formación robinsoniana para la reflexión. 

La formación está sujeta a grandes valores de la educación robinsoniana, donde lo primordial es “aprender haciendo”, llevando la teoría a la práctica consciente de lo que se hace para su reflexión, además de un profundo deseo de multiplicar el saber aprendido.

En este sentido, Ismael Godoy, tutor del Plan Chamba Juvenil en el área de paisajismo desde la coordinación de Misión Árbol-Conare (Compañía Nacional de Reforestación) afirmó que, en principio, “hemos iniciado recorriendo el centro de Caracas donde observamos los paisajismos de la Plaza Bolívar, adoptando un poco el método robinsoniano de estar fuera del aula, aprendiendo haciendo y aprendiendo viendo en la calle”.

Así mismo, Osly Hernández, siguiendo las ideas del revolucionario Simón Rodríguez, el Robinson venezolano, señaló que la idea “es llevar la práctica productiva y sociopolítica para multiplicar el esfuerzo de nuestras brigadas, conformadas por jóvenes entre 18 y 35 años en grupos de 6 a 10 personas, luego de estas jornadas de formación arrancaran en su actividad productiva”.

También, resaltó que muchos de estos jóvenes con formación académica avanzada, se convertirán en formadores de la segunda y tercera oleada de personas que voluntariamente integraran este plan.

La Revolución Bolivariana, promotora del trabajo colectivo, involucra en esta tarea a diferentes instituciones que junto al presidente Nicolás Maduro, trabajan en la incorporación de jóvenes en el trabajo productivo.

Además de la Misión Árbol, encabezan la lista el Ministerio del Poder Popular para la Juventud y el Deporte, de Agricultura Urbana, distintos colectivos ecosocialistas, la Misión Saber y Trabajo, entre otros.

El Plan Chamba Juvenil, surgido el pasado 20 de Junio, se desprende del Carnet de la Patria y de todo el movimiento Somos Venezuela.

“El carnet de la Patria identificó a un grupo de juventud que no tenían actividad laboral y estaban deseosos por incorporarse” resaltó Hernández. La tarea de antemano es formar a esta Generación de Oro que decidió voluntariamente ser parte del Plan Chamba Juvenil.

Texto y foto: Prensa Misión Árbol

Comparte y difunde