MNOAL: Plataforma de lucha común a favor de la autodeterminación de los pueblos

Cabecera de sitio MNOAL: Plataforma de lucha común a favor de la autodeterminación de los pueblos

El pueblo de Venezuela se une a la celebración de un nuevo aniversario del Movimiento de Países No Alineados (Mnoal), un importante foro de concertación política conformado por 120 países miembros que tienen el objetivo de alzar la voz en nombre de los intereses y prioridades de naciones en vías de desarrollo de varios continentes.

Al momento de su fundación, el 1° y 6 de septiembre de 1961 en Belgrado, el Mnoal pretendía ir contracorriente de las dos potencias mundiales que dominaban durante la Guerra Fría: Estados Unidos y la extinta Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS). Desde la I Cumbre en Belgrado, en 1961, el papel fundamental del Mnoal es el fortalecimiento de la paz y la seguridad internacional. Por ello, este Movimiento tiene un estilo de administración no jerárquico, rotativo y participativo que le permite a todos los Estados miembros (sin diferencia ni discriminación) involucrarse en la toma de decisiones globales de la política mundial.

En la década de los 60, el objetivo central del movimiento fue la descolonización y la defensa de la autodeterminación de los pueblos para, de esta forma, alcanzar la independencia económica y social.

Uno de los primeros antecedentes del movimiento fue la Conferencia Afroasiática de Bandung, Indonesia, que se celebró en abril de 1955. La iniciativa había provenido de los cinco países descolonizados de Asia: Pakistán, India, Indonesia, Ceilán (actual Sri Lanka) y Birmania.

A la conferencia asistieron un total de 29 países, que condenaron unánimemente el colonialismo aún existente en África, así como el sistema de Apartheid. De igual forma, hicieron un llamado a las potencias a cooperar en la lucha contra el subdesarrollo y la pobreza.

Se concibieron entonces los principios del MNOAL, entre ellos, el respeto a la soberanía, la igualdad entre las razas y las naciones, la no injerencia y la coexistencia pacífica.

En la actualidad, los Países No Alineados han demostrado que son capaces de dejar a un lado sus diferencias y actuar juntos para defender los valores de independencia y soberanía.

Victoria de Venezuela en el liderazgo de la Mnoal

En septiembre de 2016, la República Bolivariana de Venezuela recibió de manos del mandatario iraní Hasán Rohaní la presidencia pro tempore del Movimiento de Países No Alineados (Mnoal), durante la XVII Cumbre del bloque celebrada en la isla de Margarita, al noreste de la nación suramericana.

La presidencia del Mnoal es ocupada rotativamente por Estados miembros de las diferentes regiones geográficas que componen el Movimiento. El país anfitrión de una cumbre, en este caso fue Venezuela, automáticamente pasó a ocupar la presidencia del organismo por un período de tres años.

Al asumir la máxima instancia de liderazgo del Mnoal, el Presidente la República Bolivariana de Venezuela Nicolás Maduro, agradeció el apoyo unánime de los 120 países miembros y aseguró que el mando dado a Venezuela sería usado con firmeza y lealtad para la causa de sus pueblos.

En la XVII Cumbre, los Estados parte promovieron la concertación de acciones conjuntas en favor de la preservación de la paz mundial, fundamentada sobre las bases del entendimiento, la igualdad y el respeto mutuo.

La Declaración de Margarita, en sus 11 líneas de acción, se centra en la paz y la resolución pacífica de conflictos, así como en los procesos de transformación del sistema de las Naciones Unidas y en la promoción de un nuevo orden económico internacional.

Durante su presidencia (2016-2019), Venezuela se dio a la tarea de avanzar en el proceso de revitalización del Mnoal en consonancia con los 10 principios de Bandung, para garantizar que el organismo y sus posiciones mantengan su plena vigencia y relevancia en el contexto internacional, a pesar del asedio multiforme que desde el exterior se ha emprendido contra la nación.

Caracas fomentó igualmente el fortalecimiento de la unidad y cohesión entre los Estados miembros del Mnoal a través del multilateralismo, así como la preservación de la toma de decisiones por la vía del consenso y el respeto mutuo.
Sobre esa base, se celebraron las reuniones ministeriales de 2017 y 2018 en los márgenes del Segmento de Alto Nivel de la Asamblea General de las Naciones Unidas, durante las cuales se adoptaron las declaraciones políticas en rechazo a la promulgación e implementación de medidas coercitivas unilaterales y en defensa de la Carta de las Naciones Unidas y de los propósitos y principios del Mnoal.

Vale destacar, que Venezuela no solamente pudo mantener vivo el Mnoal sino revitalizarlo e iniciar una nueva etapa. Desde 2016 hasta el 2019 con la dirección de Venezuela el organismo obtuvo importantes avances en distintos ámbitos de interés común, que van desde la activación del Movimiento en la Unesco; el fortalecimiento del organismo en Viena, Roma y La Haya, hasta la declaración en las Naciones Unidas del Día del Multilateralismo y la Diplomacia de Paz, el 24 de abril, por iniciativa de la República Bolivariana desde la presidencia del Mnoal.

De esta forma, la Mnoal se ha erigido en una plataforma de lucha común contra las medidas ilegales adoptadas bajo el eufemismo de “sanciones” y contra las pretensiones hegemónicas de los Estados Unidos, el país que las aplica en violación de la Carta de las Naciones Unidas y del derecho internacional.


Entradas Recientes




Redes Sociales

Entes adscritos